Momentos vividos: Prado, misionera ejemplar.

Nuestra misionera Prado, natural de Ciudad  Real, visitó nuestro centro el presente curso y consiguió en nuestro alumnado el objetivo de la empatía, de la sensibilización, de casi vivir y sentir la vida como un niño y una niña africana... Les hizo ponerse en su piel, que conocieran sus religiones, tradiciones culturales, juegos, comidas, preocupaciones, estudios...Para eso se valió de innumerables y preciosas fotos que ella hizo en los distintos países africanos en los que estuvo desarrollando una misión no solo evangelizadora, sino social, educativa, sanitaria que siempre ha buscado mejorar las condiciones de vida y disminuir el sufrimiento de tanta gente empobrecida y denunciar situaciones de injusticia, de opresión, de pisoteo de los derechos humanos más fumdamentales.

Prado es diplomada en enfermería y misionera de la congregación comboniana, fundada por Daniel Comboni (Italia, S.XIX, hijo de campesinos pobres, llegó a ser el primer Obispo de Africa Central y uno de los más grandes misioneros de la historia de la Iglesia,)

También tiene estudios de Filosofía en la “Universidad Pontificia Gregoriana” de Roma. Es “Licenciada en Estudios Eclesiásticos”  por la Universidad Pontificia de Comillas de Madrid. “Máster en Humanización de la Intervención Social” en el Centro de Humanización de la Salud, Tres Cantos (Madrid)

Habla varios idiomas; francés, italiano y lingala (una de las lenguas del Congo)

Su experiencia de trabajo en el Chad ha sido fructífero: desarrollo rural en Bedjondo, diócesis de Sarh: formación de líderes en las comunidades, alfabetización de mujeres en lengua Bedjondo, formaciones en francés para catequistas en un Centro de Formación Agrícola. Comisión Justicia y Paz. Seguimiento del área de salud en la zona: “Pharmacies Villageoises” (Farmacias de pueblos), y seguimiento de un Centro de Salud (Dispensario) en la zona de Dôh, à 40 Km de la parroquia. Creación de un libro de alfabetización en lengua Bedjondo. Elaboración de una gramática Ngambaye con un cuaderno de ejercicios. También en Chad llevó a cabo un seguimiento personal, no terapéutico, de enfermos crónicos y terminales. 

Trabajo pastoral con inmigrantes africanos en la ciudad de Verona (Italia).

En Haití: Breve estancia de 3 meses, elaboración concreta de proyectos. Counselling con los afectados por el terremoto.

En la República Democrática del Congo (RDC): Actividades de formación y de desarrollo integral de la persona. Organización anual de la Feria del Libro durante 4 años seguidos. Comisión Justicia y Paz. Alfabetización en la ciudad y en las zonas rurales. Formación para las mujeres tanto en la ciudad como en los sectores, etc. Elaboración de una gramática de lengua Lingala para el uso de personal expatriado.

Una vida preciosa y siempre entregada a los demás, a los que más nos necesitan, con esa fe que mueve montañas y con esa formación tan intensa a nivel cultural, para dar lo mejor de sí mismo. Prado esperamos que vuelvas  a nuestro instituto y también gracias a tu compañero misionero que te acompañó en Olvera.